L�der sindicalista aboga por el voto pro-Gore

Print More

L�der sindicalista hace un llamado al voto

ROCHESTER, Minn.–Como parte de una campaña a nivel nacional para elegir a un demócrata a la Casa Blanca, Linda Chavez-Thompson, la mujer en el nivel más alto en el movimiento obrero estadounidense, dijo a los 600 delegados en la convención del sindicato AFL-CIO de Minnesota que la tarea más urgente del movimiento obrero este otoño es enviar a “un amigo de los trabajadores” a Washington.

“En estas elecciones la existencia misma de nuestro movimiento está en juego,” dijo la vice-presidenta ejecutiva del sindicato nacional AFL-CIO en un discurso apasionado y personal de cómo legar a generaciones futuras los valores de la justicia y la dignidad para la gente trabajadora.

Chavez-Thompson utilizó la frase “gente trabajadora ” para referirse a miembros de los sindicatos y a trabajadores de bajo salario sin representacíon sindical.

En una entrevista antes de su discurso, Chavez-Thompson, veterana de 32 años en el movimiento obrero, dejó claro la importancia que han tenido las mujeres de color y los inmigrantes en el crecimiento del movimiento obrero y de su poder político.

El AFL-CIO ahora cuenta con 5.5 millones de mujeres y 8 millones de hombres miembros, y les ha ofrecido apoyo a los trabajadores de servicio quienes son a menudo personas de color y nuevos inmigrantes.

“La gente de color, miembros de sindicatos y mujeres tienen que preocuparse acerca de quiénes serán nombrados como jueces a la Corte Suprema,” dijo ella. “Sabemos lo que haría George Bush. También sabemos lo que haría Al Gore. Sabemos que Gore está a favor del derecho de la mujer a elegir [si ha de terminar el embarazo], que él sabe lo que significa la acción afirmativa para personas que están tratando de obtener acceso a la educacíon y a trabajos buenos, que él conoce sobre los derechos del trabajador.”

También comentó sobre las encuestas que indican que las mujeresque votan se preocupan por las presiones de tiempo y por la seguridadeconómica lograda a través de reformas de los derechos laborales,mejoras de salario y acceso al cuidado médico, mientras que los votantesmasculinos tienden a mencionar una preferencia por utilizar los excedentespresupuestarios del gobierno para reducir los impuestos.

“Las mujeres comprenden de qué se trata,” dijo ella. “Las mujeresestán diciendo, ‘¿cómo será el futuro para miniño?'”

Chavez-Thompson, hija de aparceros de algodón tejanos, es una estadounidense de segunda generación de descendencia mejicana. Ella forma parte de las juntas asesoras de varias organizaciones gubernamentales y laborales. Ha sido miembra de la Iniciativa Sobre la Raza del presidente Clinton, y también es asesora del Departamento de Estado en asuntos de diplomacia laboral.

Chavez-Thompson declaró que elegir a George W. Bush como presidente es elegir a “uno de los peores enemigos de los trabajadores.”

En un llamado a los líderes sindicalistas locales para que ofrezcan información y dirección a los miembros de sindicatos que participarán en las elecciones, Chavez-Thompson hizo referencia a los resultados de una encuesta en la cual es evidente el aumento de apoyo recibido por los candidatos “amigos de la familia trabajadora” cuando los trabajadores reciben información directa de líderes sindicalistas antes de votar.

En la encuesta, 58 por ciento de los miembros de sindicatos votaron por los candidatos considerados a favor del movimiento obrero. Sin embargo, cuando un representante local del sindicato se puso en contacto con miembros del sindicato para darles información acerca de los candidatos respaldados por el sindicato, el margen se elevó a un 76 por ciento, lo cual representa un aumento de 18 puntos.

El sindicato espera alcanzar a todos sus miembros a través de un contactopersonal antes de las elecciones.

Chavez-Thompson urgió a los delegados a que se comuniquen personalmente con los miembros entre hoy y el día de las elecciones.

“Tenemos que asegurarnos de que ese hijo de . . . Bush” no llegue a la Casa Blanca, declaró. “Él no está a favor de los miembros de sindicatos. No está a favor de las mujeres. No está a favor de la gente de color.”

Para enfatizar el peligro que se corre con Bush, ella mencionó algunas de sus acciones como gobernador, incluyendo su oposición al aumento del salario mínimo para obreros que ahora ganan solamente $8,000 por año trabajando tiempo completo.

“George W. Bush ha elevado en un tercio la tasa de pobreza en Tejas,” Chavez-Thompson declaró.

Continuó con una larga lista de otras acciones de Bush como gobernador, declarando que él propuso la privatización del sistema de asistencia pública, y que deseaba privatizar empleos estatales que en el momento son desempeñados por trabajadores organizados dentro de sindicatos.

“¿Y qué sucedería si este individuo llega a la Casa Blanca? ¿Qué les haría a los trabajadores en Rochester, Minn., o St. Paul?” preguntó retóricamente.

La organizadora laboral pintó un gran contraste entre el gobernador de Tejas y el vice-presidente Gore, el candidato presidencial respaldado por el AFL-CIO.

Gore ha apoyado los sindicatos y sus miembros, señaló ella. Aun cuando era representante de Tennessee–un estado que se rige bajo las pautas de la ley de "derecho al trabajo," o que no reconoce a los sindicatos–él apoyo el derecho de los trabajadores a organizarse dentro de sindicatos. “Esa es una verdadera muestra de valentía,” dijo.

Glenda Crank Holste es una periodista de Minneapolis/St. Paul que ha estado cubriendo temas sociales y económicos por 10 años. Este artículo fue traducido del inglés por Rubén Rosario, también periodista y columnista en Minnesota.

Foto proveniente de workdayminnesota.org.


Comments are closed.